Enfermería Intercultural

Una apuesta por la Interculturalidad en el campo de la Salud

Inmigración: La precariedad vital.

Posted by Dr. Fernando Plaza en 21 septiembre, 2011

Las condiciones de vida y de trabajo que sufren las personas migrantes están determinadas en gran medida por el contexto social, político, económico y legal del país de acogida, en España condicionado firmemente por su pertenencia a la Unión Europea. Este entorno, en un sentido amplio, de los migrantes les hace vivir en una situación que denomino como de “precariedad vital”, una precariedad que afecta a todos los aspectos de sus vidas.

Precariedad Emocional y Social.
El migrante tiene que adaptarse a una sociedad nueva que desconoce y que en la mayoría de los casos se va a mostrar hostil hacia “los diferentes”. La actitud universal de rechazo al extranjero, el generalizado miedo a lo desconocido que surge en cualquier sociedad se vive también en nuestro entorno, en la provincia de Almería autóctonos y extranjeros residen en la misma zona pero no conviven, apenas se conocen. Para los autóctonos los migrantes son unos extraños (aunque en muchos casos lleven instalados aquí más de 20 años). En cuanto a los lugares de ocio y esparcimiento; la mayoría de los bares y cafeterías están prácticamente prohibidos a los migrantes, sobre todo en las zonas rurales, bajo distintos pretextos (ser violentos, poco cívicos, molestar a las mujeres,…), lo que hace que la única posibilidad de ocio sea sentarse en la plaza del pueblo o acudir a locales de compatriotas como locutorios, teterías, bazares, etc.
Este rechazo social se une a la situación de duelo que sufren por el abandono de su lugar de origen, raíces, familia y entorno social. Para afrontar esta situación, sobre todo en el primer periodo de estancia en el país de acogida, el migrante tenderá a buscar a personas de su misma nacionalidad para sentirse más protegido.
La repercusión sobre la salud de los migrantes de este aspecto de la precariedad vital ha sido ampliamente estudiada, el profesor Achotegui denominó como Síndrome de Ulises a la situación de estrés límite que sufren, con cuatro factores vinculantes: soledad, al no poder traer a su familia; sentimiento interno de fracaso, al no tener posibilidad de acceder al mercado laboral; sentimiento de miedo, por estar muchas veces vinculados a mafias; y sentimiento de lucha por sobrevivir.
Precariedad Legal.
La política migratoria en el Estado Español, fruto de las directrices de la Unión Europea, determina las acciones de los distintos niveles de la administración -central, autonómica y local- y es claramente restrictiva, no recogen cauces legales para la entrada de personas extracomunitarias, más allá de los flujos necesarios en cada momento económico. Esta ausencia de legislación comporta que la inmigración se produzca por cauces irregulares, con consecuencias muy negativas en las sociedades de origen y de acogida. El proceso hasta conseguir regularizar la situación legal es largo y complicado y, en muchos casos, está a expensas de los cambios normativos del gobierno de turno.
Precariedad Laboral.
El rasgo más definitorio de la actividad laboral de los trabajadores extranjeros es la precariedad laboral; según los contratos registrados, teniendo en cuenta el tiempo de duración de los mismos, lo más destacable es que son anecdóticos los contratos “indefinidos”. En el sector agrario, principal motor económico en Almería, la precariedad llega a un 96% de los contratos; contratos de finalización de campaña, siempre sujetos a la voluntad del empresario. Eso cuando se hacen contratos de más de un día, porque sigue siendo frecuente la imagen de grupos de extranjeros esperando al amanecer en las rotondas de acceso a los pueblos a que pase algún “jefe” y los lleven a trabajar ese día; sin contrato, sin alta en la Seguridad Social, sin derechos… En la actualidad son muy frecuentes los casos de agricultores que, con la excusa de la crisis, están pagando jornales a 15 o 20 € a trabajadores migrantes.
Precariedad económica.
Consecuencia directa de la precariedad laboral es la precariedad económica, la falta de ingresos estables obliga a los migrantes a vivir hacinados o en infraviviendas sin agua potable, saneamientos, etc. A finales del 2006, en la visita que realizó el Relator Especial de la ONU sobre Vivienda, Miloon Kothari, a Almería recibió testimonios directos de trabajadores inmigrantes que viven en asentamientos chabolistas, en edificios en construcción o en condiciones de hacinamiento, y que son discriminados en el acceso a la vivienda. En ese sentido, al Relator de la ONU le sorprendía que mientras la economía de algunas regiones se ha beneficiado ampliamente de la mano de obra inmigrante, se hubiera hecho tan poco por garantizar las necesidades de vivienda de esas personas.
A modo de conclusión podemos afirmar que en términos generales la población inmigrada en la provincia de Almería sufre las tres exclusiones que ya definía Pujaldas en 1993:
– Vivir en guetos; vivir hacinados en cortijos ruinosos sin agua potable ni electricidad, sólo el 25% vive en zonas urbanas.
– El inframundo de la economía sumergida; condenados los “sin papeles” a trabajar por lo que les quieran dar, sin seguros sociales, etc.
– La creencia de los autóctonos de que la cultura de la población inmigrada es atrasada; se parte del desprecio a pautas culturales y costumbres.
La precariedad vital está influyendo de forma negativa sobre la salud de las personas inmigradas, se puede afirmar que el hecho migratorio es un factor de riesgo para la salud y para el desarrollo de distintas patologías.
¿Cómo seremos capaces de mejorar esta difícil realidad? ¿Estamos condenados a perpetuar sociedades cada vez más desiguales?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: