Enfermería Intercultural

Una apuesta por la Interculturalidad en el campo de la Salud

Los falsos rumores acaban con la convivencia #intercultural @stoprumores @RedAntiRumores #inmigración

Posted by Dr. Fernando Plaza en 2 agosto, 2017

Las sociedades más ricas son las compuestas por personas de distintos orígenes y culturas, la diversidad cultural y la convivencia intercultural son valores añadidos que hay que proteger y promover. Sin embargo, rumores falsos y sin ninguna base real se extienden entre la población rompiendo la convivencia y el respeto mutuo.

Afortunadamente,somos muchos quienes luchamos por desmontar estos rumores con datos reales y contrastados, en el siguiente enlace tienes unos cuantos

poster_STOP_RUMORES_2_2017

Úsalos, no dejes que la ignorancia de muchos sea manipulada por quienes quieren romper nuestra convivencia.

new_002

Una ciudad activa por la convivencia es una ciudad más saludable desde el punto de vista de la ciudadanía.

 

 

Ú

Posted in diversidad cultural, intercultural, Migraciones | Leave a Comment »

#SeguridadCultural en grupos vulnerables #gitanos #salud #enfermería #CulturalSafety #nursing @ualmeria

Posted by Dr. Fernando Plaza en 8 julio, 2017

Publico el texto de la ponencia “Implementación de la Seguridad Cultural en programas de salud dirigidos a grupos vulnerables” que presenté en las III Jornadas Internacionales de Investigación en Educación y Salud celebradas en la Universidad de Almería el pasado mes de junio.

Imagen1

La Seguridad Cultural. El origen.

El concepto de la seguridad cultural fue desarrollado por primera vez por enfermeras maoríes en Nueva Zelanda para ayudar a mejorar la calidad de los servicios de salud en entornos interculturales, en su origen, para mejorar la atención sanitaria al pueblo maorí.

Pueblo maorí, pueblo aborigen de Nueva Zelanda; empobrecido, marginalizado y estigmatizado por la sociedad poscolonial anglosajona que despreciaba su cultura y tradiciones. En este contexto, los programas de salud desarrollados dirigidos a maoríes desde el sistema sanitario neozelandés fracasaban sistemáticamente al no valorar (ni respetar) su cultura, ni tener en consideración los orígenes de la situación social de marginalidad de este pueblo. Y es que en general, se tiende a confundir la cultura de los pueblos indígenas con la cultura de la pobreza (Ramsden, 2002), lo que obligaba a cambiar el enfoque.

Se propone la Teoría de la Seguridad Cultural (Ramsden, 1997) en la que el concepto de cultura en relación a la salud está determinado por el complejo entorno histórico, económico, social, político, de género y religioso en el que las personas interactúan con los servicios de salud.

¿Qué es La Seguridad Cultural?

Según Irihapeti Ramsden, la enfermera maorí que desarrolló el concepto en su tesis doctoral, la Seguridad Cultural es el objetivo final de un proceso de aprendizaje, en el que se empieza por el conocimiento cultural del paciente y, en la práctica culturalmente segura, se avanza a interesarse por el origen de la desigualdad social que sufre éste y el grupo al que pertenece, las relaciones de poder, los prejuicios y la actitud del resto de profesionales.

En otras palabras, Ramsden convierte en el foco de la seguridad cultural, lejos de la cultura, la comprensión y el conocimiento del trabajador de la salud sobre el poder inherente a su posición profesional y de las desigualdades en salud y sus orígenes, así como otros aspectos como la edad, el sexo, la orientación sexual, el nivel socio-económico, el origen étnico o la experiencia migratoria, las creencias religiosas o espirituales, la discapacidad, … (Nursing Council of New Zealand, 2005), esta visión global hará que se orienten mejor los recursos para abordar la salud de estas personas y colectivos.

 La seguridad cultural tiene una doble vertiente;

  • Por un lado, el reconocimiento de que todos somos portadores de cultura tanto el receptor del cuidado como el proveedor de ese cuidado y.
  • Por otro, que tenemos que ser conscientes de las desigualdades de poder existentes en las relaciones tanto a nivel individual, como familiar, comunitario y social y estar dispuesto a desafiarlas.

La Seguridad Cultural reconoce que las acciones e interacciones pueden afirmar o disminuir, degradar o desempoderar la identidad cultural y el bienestar del individuo según sean culturalmente seguras o inseguras (Nursing Council of New Zealand, 2005). Lejos del modelo biomédico en el que la visión de la persona perteneciente a una minoría o grupo vulnerable se obviaba, la seguridad cultural se define desde el punto de vista de la propia persona que recibe la atención; la determinación del éxito de una práctica culturalmente segura está marcada por el destinatario, que define el cuidado recibido como culturalmente seguro, o no.

Para que la atención sanitaria sea culturalmente segura:

  • Los servicios de salud deben actuar de modo que no dañen a ninguna de las culturas involucradas, identificando las suposiciones, prejuicios y estereotipos sobre la superioridad del grupo cultural dominante que puedan influenciar su trabajo con grupos culturalmente diferentes, para ello,
  • La mejor garantía es que las comunidades o grupos participantes supervisen los servicios, ya que a menudo es muy difícil para individuos de una cultura saber qué es dañino para una cultura ajena. Por lo tanto, una parte de los objetivos de la seguridad cultural debe ser el de fomentar la implicación de los participantes en el programa de salud tanto en el diagnóstico de los problemas como en los objetivos que se marquen como en la planificación y su implementación.
  • Para el desarrollo de la seguridad cultural es necesario tomar una posición proactiva, que va más allá de evitar el daño y se extiende a la promoción de la resiliencia cultural de la comunidad, es decir, habrá que promover su capacidad como comunidad para asumir con flexibilidad situaciones límite y sobreponerse a ellas, hacerla protagonista del proceso y empoderarla además de promover el diálogo intercultural y el intercambio de conocimientos de igual a igual.

Hay tres pasos para llegar a ser culturalmente seguros en la práctica:

  • El primer paso es la conciencia cultural; reconocer que hay diferencias entre culturas, acercarse al conocimiento cultural del otro y a la comprensión del contexto social, político, económico en el que se desarrolla el grupo al que pertenece.
  • El segundo paso es la sensibilidad cultural; legitimar esta diferencia cultural, es comenzar un proceso de autoexploración que permita ver cómo nuestras propias experiencias de vida impactan sobre los demás. Cómo nuestros propios prejuicios o estereotipos y nuestra situación de poder pueden condicionar nuestras acciones.
  • El tercer y último paso es la Seguridad Cultural; va más allá de la competencia cultural, rebasa las limitaciones de ésta (centrada en habilidades, conocimientos y comportamientos) y propone a los profesionales una reflexión sobre la propia historia personal y cultural, sobre las creencias y valores que aportan en su interacción con los pacientes, sobre los desequilibrios en las relaciones que establecen con los usuarios y sobre las múltiples dimensiones con que se expresa la diversidad, sobre los condicionantes sociales, culturales, políticos, económicos, históricos,… que determinan las desigualdades en salud y como, junto con la comunidad, trabajar para cambiarlos.

culturalsafety_5principles

Esta teoría define cinco principios necesarios para que se dé una práctica de seguridad cultural:

  • ProtocolosQue determinen el respeto de las formas culturales del individuo y el grupo, desarrollados con la participación activa de las personas y grupos implicados.
  • Conocimiento personal y formación. Partiendo del conocimiento de la propia identidad cultural, formación dirigida a desarrollar en los profesionales conciencia y sensibilidad cultural en el proceso para alcanzar la Seguridad Cultural con un enfoque crítico hacia la realidad social. En todo el desarrollo se tiene que asegurar la participación de las dos partes y el aprendizaje mutuo, construyendo una relación de equidad y confianza, asegurándonos a lo largo de todo el proceso que se mantiene la seguridad cultural del destinatario del servicio (que no disminuye, ni se debilita la identidad cultural ni el bienestar del individuo).
  • Propósito positivo. Garantizar que el proceso obtiene el resultado más adecuado y positivo para el destinatario del servicio, de acuerdo con sus valores, preferencias y estilo de vida. Todo el proceso de seguridad cultural tiene que plantearse como fin último la promoción de la práctica colaborativa entre los profesionales y los individuos y/o grupos implicados, haciendo protagonistas a líderes de la comunidad formados.

Aplicación de la Seguridad Cultural.

La idea se expandió gradualmente desde los 90 tanto en Nueva Zelanda como en Australia y Canadá, sobre todo para el desarrollo de programas de salud destinados a poblaciones indígenas, posteriormente se ha ido extendiendo fuera del campo de la salud a servicios sociales, la enseñanza o la investigación.

Maories neozelandeses, aborígenes australianos, indígenas canadienses o de EEUU han sido partícipes de programas basados en la seguridad cultural, pero también colectivos vulnerables como personas sin techo, migrantes o refugiadas.

Dos ejemplos concretos:

 Programa de control de embarazo en mujeres indígenas Maskwacis en Wetaskiwin, Alberta, Canada. En 5 años participaron 281 mujeres.

Resultados del programa:

– Disminuyó un 15% las mujeres con embarazo no controlado.

– Disminuyó en más de un 50% las embarazadas que consumían alcohol.

– 44% declararon que dejaron de beber definitivamente.

– 39% redujeron el tabaco y 16% lo dejaron.

– 97% regresaría al programa.

– 98% lo recomendarían a amigas y familiares.

– 23% manifestó que sin ese programa no se habría controlado el embarazo.

Las usuarias manifestaron sentirse comprendidas y respetadas en su cultura todo el proceso.

Xochistlahuaca y Tlacoachistlahuaca, dos municipalidades rurales remotas con mayoría de población indígena (amuzgos y mixtecas) en Guerrero, uno de los estados mexicanos más pobres.

Programa para disminuir la mortalidad infantil; se consiguió reducir en un 27% en 3 años al conseguir aumentar el control del embarazo y la participación de las profesionales de la salud en los partos.

Propuesta de aplicación de la Seguridad Cultural en nuestro entorno. El colectivo gitano.

Características como pueblo.

El pueblo gitano es un colectivo culturalmente diferenciado, con sus propias tradiciones y con fuertes valores como el respeto a sus mayores, el orgullo de ser gitanos y de sentirse parte de un grupo o el valor de la familia.

La población gitana es la principal minoría étnica europea. Se calcula que en la actualidad viven en Europa entre siete y nueve millones de personas gitanas, de las que cerca de las dos terceras partes habitan en los países del centro y del este de Europa.

En España la población gitana se estima entre 725.000 y 750.000 personas, en Andalucía la comunidad gitana la componen unas 270.000 personas.

La principal dificultad identificada de estos ciudadanos es la exclusión social, como grupo étnico se caracteriza por una serie de elementos culturales comunes que los servicios sanitarios que proporcionan cuidados en general no atienden, las autoridades europeas consideran a este colectivo como grupo vulnerable y con acceso limitado al sistema sanitario. A pesar de haberse desarrollado numerosos programas a distintos niveles para cambiar esta situación los resultados positivos son muy escasos.

Centrándonos en Andalucía, podemos destacar algunos datos significativos:

– Alrededor del 30% de la población gitana en Andalucía están en riesgo de exclusión social.

– Unas 20.000 personas de etnia gitana viven en infraviviendas

 Características de salud.

En lo referente a la salud, la comunidad gitana en Europa es considerada como grupo vulnerable y tiene un acceso limitado a la sanidad pública: Los procesos de exclusión y marginación social limitan el acceso o la utilización que la población gitana hace de los servicios socio-sanitarios dirigidos a mejorar sus condiciones de vida.

Esta situación se traduce en que esta población se encuentra afectada por diferencias en el estado de salud con respecto al resto de la población española:

– La mortalidad infantil es sensiblemente mayor que la media nacional.

– La esperanza de vida para la población gitana es de 8 a 9 años por debajo de la media. En situaciones de marginalidad acentuada se estima que la esperanza de vida es 10 años menor a la media.

– Presenta una tasa más alta de mortalidad.

– Tiene un mayor riesgo de padecer enfermedades crónicas tanto transmisibles como no transmisibles.

– Tiene una percepción más negativa sobre su estado de salud.

– Adquieren hábitos perjudiciales para la salud a edades más tempranas.

Como grupo cultural diferenciado y colectivo social vulnerable, el diseño de programas de salud en los que se apliquen los principios y la metodología de la Seguridad Cultural podrían tener excelentes resultados. Partiendo de un análisis de las desigualdades de Salud y de acceso a la atención sanitaria de los miembros de la comunidad gitana, abordando además estrategias de promoción de la salud que cuenten con la participación activa de los miembros de esta comunidad, que tengan en cuenta su cultura y los determinantes sociales que condicionan la salud de este grupo vulnerable. Sin olvidar el necesario acercamiento a la cultura y valores gitanos de los profesionales de la salud.

Propuesta final.

La Seguridad Cultural ha demostrado gran eficacia en la disminución de las desigualdades en salud de grupos vulnerables y en la mejora de condiciones sociosanitarias de estas poblaciones donde se ha aplicado.

Mi propuesta es la de abordar las actuales desigualdades en salud en nuestro país entre grupos vulnerables como el propio colectivo gitano, pero también personas migrantes y colectivos en situación de pobreza y/o exclusión social. Desarrollar un abordaje integral que implique un marco legislativo que refleje los principios básicos de la Seguridad Cultural en los Servicios de Salud, que requerirán políticas y directrices claras desarrolladas a partir de este marco y estrategias concretas para incluir la seguridad cultural en todos los niveles del sistema sanitario.

Crear un entorno seguro culturalmente para la gente, donde no hay asalto,   desafío o negación de su identidad, de quiénes son y de lo que necesitan. Se trata de compartir el respeto, compartir el sentido, el conocimiento compartido y la experiencia, de aprender, vivir y trabajar juntos con dignidad por la mejora de la salud y las condiciones de vida de todas y todos. 

Posted in diversidad cultural, enfermeria | Leave a Comment »

CON MIS IMPUESTOS QUIERO ACOGER #SoyRefugio #YoAcojo

Posted by Dr. Fernando Plaza en 28 junio, 2017

Lees un artículo de opinión y te gusta, coincide con lo que piensas. A ver si os gusta a vosotr@s. Artículo de opinión de Quique Peinado @quiquepeinado “NO CON MIS IMPUESTOS”

descarga

«Qué fácil es querer que no entren migrantes a España con mi dinero. Si quieres policías tirando bolas de goma en el Estrecho, págatelos tú». «¿A cuántos refugiados has expulsado tú con tus manos? Qué fácil es querer echarlos con el trabajo de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado (que pagan el dinero de mis impuestos) o construyendo, con mis impuestos, una valla en Melilla». «Qué fácil es montar un CIE en un edificio público, o sea mío, y con funcionarios que pagas con mis impuestos. Si quieres retener a los migrantes, mételos en tu casa».

Existe un argumento recurrente para esconder sentimientos tan delicados como la xenofobia, aquel de «qué fácil es pagar lo tuyo con mis impuestos», como si las políticas contrarias, las destinadas, por ejemplo, a impedir que entren migrantes a España o empaquetar refugiados a Turquía por un precio nada módico, no costaran dinero. «Carmena se gasta 21.000 euros en semáforos inclusivos para Madrid», leía el otro día en un titular. El Ayuntamiento de Madrid tiene un presupuesto de 4.700 millones de euros, superávit y, sí, 21.000 euros se podrían utilizar para otras cosas que usted considera más útiles, pero la cantidad es ridícula y la reacción de multitud de asociaciones LGTB es muy positiva, porque consideran que hacen un gran bien.

Así que si a usted le indigna que se gasten 21.000 euros en unos semáforos pero no se le acelera el pulso cuando se habla de los miles de millones de sobrecostes del túnel de la M30 que los madrileños vamos a estar pagando hasta 2040 (la obra se presupuestó en 1.700 millones y se calcula que, gastos financieros incluidos, pagaremos más de 10.000), es que se la suda lo que se haga con sus impuestos. A otro perro con ese hueso.

En cualquier caso, soy bastante partidario de bajar al terreno de la falacia y responder con el mismo argumentario cuñadil. Yo quiero gastar 21.000 euros de mis impuestos en esos semáforos. Y en cuatro pegatinas para los autobuses para intentar concienciar a los tíos maleducados (o a los que no se dan cuenta, que nos ha pasado a todos) para que no abran las patas de más y dejen de molestar a quien tienen al lado. Y quiero que de mis impuestos se pague lo que haya que pagar y que se recorte de donde se tenga que recortar para acoger, al menos, a los 17.387 refugiados a los que se comprometió el Gobierno en 2015, un plazo que se acaba en septiembre sin que se tengan noticias de que haya acogido a más de 1.000 y pocos. Como política prioritaria. Como lo más importante y urgente que debemos hacer como país.

Sí, con mi dinero. Con mis impuestos. Que valen igual que los de los demás. Y todo lo que quiera hacer usted y a mí no me guste, se lo paga usted o lo mete usted en su casa.

Posted in Globalización, Migraciones | Leave a Comment »

20 de junio, #DíaMundialdelRefugiado #RefugioPorDerecho

Posted by Dr. Fernando Plaza en 20 junio, 2017

A 98 días de que se cumpla el plazo adquirido con la Unión Europea para que España acoja a 17.337 personas refugiadas, el gobierno del partido Popular no ha cumplido con su compromiso, a día de hoy aún faltan por llegar a nuestro país 16.033 personas refugiadas. Firma para que lo cumpla.

Hoy reproducimos el artículo publicado en Diario16 por Toni Roderic sobre el Día Mundial de los Refugiados

Slider-DerechosRefugiados1-e1470730340700

El 20 de junio se conmemora el Día Mundial de los Refugiados como una expresión de solidaridad, sensibilización y responsabilidad con todas las personas refugiadas. Según datos del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para el Refugiado (ACNUR), actualmente hay más de 66 millones de personas refugiadas, desplazadas y/o apátridas en el mundo. De ellas, aproximadamente, la mitad son desplazadas internas, desarraigadas dentro de sus propios países.

Los conflictos armados, la pobreza y el subdesarrollo son las principales causas de los desplazamientos forzados de población. Situaciones que dibujan, hoy día, en pleno siglo XXI, un escenario de flagrante violación de derechos fundamentales para numerosas personas en los cinco continentes.

El 4 de diciembre del año 2000, se decidió que el 20 de junio de cada año se conmemoraría el Día Mundial de los Refugiados, de acuerdo con la resolución 55/76 de la Asamblea General de las Naciones Unidas, como una expresión de solidaridad con África, continente que alberga a la mayoría de los refugiados del mundo. De esta manera se hizo coincidir la fecha con el aniversario de la Convención sobre el Estatuto de los Refugiados de 1951.

La citada convención describe a los refugiados como aquellas personas que se encuentren fuera de su país de nacionalidad o residencia habitual, y que tengan fundados temores de ser perseguidas por motivos de raza, religión, nacionalidad, pertenencia a determinado grupo social u opiniones políticas.

De conformidad con instrumentos legales distintos a la convención de 1951, en ocasiones, las personas que huyen de los conflictos o de la violencia generalizada son también consideradas como refugiadas. Cabe recordar que el ACNUR trata de proporcionarles cierto bienestar, pero cada día tiene que hacer frente a un número mayor de desplazados.

Cabe señalar que la Convención sobre el Estatuto de los Refugiados junto con su protocolo de 1967 constituyen los instrumentos legales únicos que amparan la protección internacional de los refugiados. La piedra angular de estos instrumentos legales es el principio de no devolución, el cual garantiza que ninguna persona debe ser devuelta a un país donde enfrenta amenazas graves a su vida o libertad. También, ampara otros derechos, tales como:

  • El derecho a no ser expulsado, excepto bajo ciertas condiciones estrictamente definidas.
  • El derecho a no ser castigado por entrada ilegal en el territorio de un Estado contratante.
  • El derecho al empleo remunerado.
  • El derecho a la vivienda.
  • El derecho a la educación pública.
  • El derecho a la asistencia pública.
  • El derecho a la libertad de religión.
  • El derecho al acceso a los tribunales.
  • El derecho a la libertad de circulación dentro del territorio.
  • El derecho a emitir documentos de identidad y de viaje.

Como cada año, el ACNUR ha publicado su informe anual “Tendencias globales de desplazamiento forzoso”. Sus datos no vislumbran mejora alguna. Durante el transcurso de 2015, más de 12 millones de personas huyeron de sus hogares en busca de protección, de los que 1,8 lo hicieron fuera de sus países. Desde que la agencia de la ONU inició sus advertencias ante la aproximación de una crisis mundial de desplazamiento forzoso en 2010, las cifras de huidas han crecido casi un 50%.

La Europa colonialista y explotadora de los pueblos de América, África y Asia, la responsable de la desestabilización de Siria, Irak, Afganistán, Libia…, la causante de que la gente huya desesperadamente de las guerras provocadas por ella, donde se mezclan los intereses estratégicos, el gran negocio de las armas y la lucha por los controles de los recursos petrolíferos, debiera cumplir con su responsabilidad y acoger a los refugiados cumpliendo sus propias leyes y las leyes internacionales.

Hasta hoy en día, sin embargo, las cifras de refugiados que los países europeos se comprometieron a acoger en 2015 se han incumplido totalmente. Hasta ahora, solo se ha reubicado a poco más de 18.000 refugiados de los 160.000 a los que aspiraba la Comisión Europea. La República Checa apenas ha acogido a una docena de los 2.691 inmigrantes que se le había asignado como cuota. Tres países, Polonia, Hungría y Eslovaquia, han expresado ya su rechazo a este plan de la Comisión Europea y, los dos últimos, incluso han cuestionado estas cuotas y su obligatoriedad ante los tribunales europeos. España solo ha acogido el 10 % de los refugiados que se comprometió a acoger.

A pesar de la dificultad del reasentamiento y reubicación de los solicitantes de asilo, la crisis de los refugiados puede ser para los países de acogida una oportunidad de crecimiento si se gestiona adecuadamente. Así lo detalla un informe del Banco Mundial (BM) y el ACNUR en un análisis acerca de los posibles beneficios de la acogida de solicitantes de asilo.

En un país de acogida con una conducta de economía productiva, la inclusión de refugiados en el marco laboral supondría una mayor especialización en los lugares de trabajo y, por ello, subirían los ingresos, según el documento realizado por el ACNUR y el BM. En una Europa cada día más envejecida, “la inserción de mano de obra joven y cualificada, en algunos casos, puede traer un crecimiento económico”, afirma Pascale Coissard, portavoz de la Comisión Catalana de Ayuda al Refugiado (CCAR). En la misma línea, la Directora Gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, aseguró, en abril, que los refugiados que llegan a la Unión Europea podrían impulsar el crecimiento económico en un 0,2%. Para María Jesús Vega (ACNUR), los refugiados “traen mucha riqueza a nivel personal, profesional y cultural ” y que “Son personas que tienen interés para contribuir en las sociedades que les acogen”.

Que la situación de los refugiados no se olvide, que no se convierta en normal, que esta aberración tenga una solución satisfactoria, y que no debemos permitir que Europa mire hacia otro lado, es tarea de todos. Porque “ningún ser humano es ilegal”, que “queremos acoger, ya!” y que queremos construir “puentes y no muros” porque “el refugio es un derecho”.

Posted in Globalización, Migraciones | Leave a Comment »

III Jornadas Internacionales de #Investigación en #Educación y #Salud @ualmeria 29 y 30 de junio

Posted by Dr. Fernando Plaza en 17 junio, 2017

Las Jornadas Internacionales de Investigación en Educación y Salud nacen con el objetivo de favorecer un punto de encuentro entre investigadores y profesionales noveles y veteranos, dedicados a la Educación y la Salud, en un mundo cambiante, con nuevas necesidades y en una sociedad globalizada.
Las Jornadas están organizadas por el Grupo de Investigación HUM-665 “Investigacion y evaluacion en educacion intercultural”
Tanto la Educación como la Salud, así como los Servicios Sociales, son los pilares básicos de la sociedad, los cambios que se han producido en la comunidad educativa y la de la salud y las necesidades sociales en esta materia, han supuesto un nuevo reto al que las instituciones han de enfrentarse en esta nueva sociedad constantemente cambiante. La reflexión y el encuentro, compartiendo experiencias y generando conocimiento, va creando un cuerpo de conocimientos adaptado a las nuevas necesidades de la comunidad desde una perspectiva crítica y holística, proponiendo iniciativas y líneas de actuación.
En este encuentro contamos con la participación presencial y on-line. La modalidad presencial contará con ponencias plenarias, mesas de expertos, ponencias no invitadas, comunicaciones y pósteres que favorecen el encuentro con profesionales expertos en sus áreas de conocimiento y con la voluntad de dar cabida tanto a trabajos de investigación como a experiencias educativas y de salud. Para las personas que no puedan asistir, se favorecerá también las aportaciones al encuentro vía on-line. La mesa internacional será a través de Streaming.
HUM-665
Reconocimiento de un crédito ECTS para estudiantes de la UAL

Posted in Globalización, Investigación | Leave a Comment »

La Caravana Abriendo Fronteras pasa por #Almería ¡PARTICIPA! @caravanagrecia

Posted by Dr. Fernando Plaza en 8 junio, 2017

Ven y participa en la organización de los actos en Almería de la Caravana Abriendo Fronteras.

Caravana Abriendo Fronteras es una red que nació en 2016 con la caravana a Grecia, y que está formada por distintas organizaciones y colectivos del estado español que reivindicamos la buena acogida y los derechos de libertad de movimiento para todas las personas.

Objetivos

  • Trabajar por el cumplimiento de los derechos humanos y de los acuerdos internacionales en materia de refugio e inmigración, visibilizando y denunciando las situaciones donde no se respetan.
  • Construir una ciudadanía sensibilizada y activa con las personas refugiadas y migrantes, que conozca la realidad, sienta, piense y actúe.

18893464_10213364558973425_1956726489383496063_n

¡La Caravana Abriendo Fronteras hará su última parada el 22 de julio en Almería con más de 600 participantes!

Más INFO. https://abriendofronteras.net/melilla2017/

¿Que se va a hacer en Almería?
Hacer que España y Europa vean los problemas que sufren las personas migrantes, el duro trabajo en los invernaderos y lo difícil que se hace para las mujeres.

¿Cómo puedo ayudar? 📌
VEN Y LO PREPARAMOS JUNTOS Y JUNTAS el lunes 13 de junio a las 20:00 en la Carpa Goytisolo en el Puerto de Almeria.

Si necesitas más información o tienes alguna duda ponte en contacto en caravanaalmeria@gmail.com 

Posted in Sin categoría | Leave a Comment »

El respeto a lo diverso. Ser permeables. #Interculturalidad #Salud #Enfermería

Posted by Dr. Fernando Plaza en 19 mayo, 2017

La identidad de una persona no es el nombre que tiene,

el lugar donde nació, ni la fecha en que vino al mundo.

La identidad de una persona consiste,

simplemente en “ser” y el ser no puede ser negado.

José Saramago

 Manuela.

           Era un turno de tarde en el hospital como tantos otros, ese día se dio una situación diferente, no es nada habitual que una persona transexual ingrese en tu servicio. Una paciente más pero con una “peculiaridad” que la hacía diferente. Una mujer atrapada en el cuerpo de un hombre que hacía pocos años había podido liberarse de ese cuerpo que no sentía y convertirse en la mujer que siempre fue. Ahora tenía una nueva identidad, por fin era Manuela, aunque su DNI aún mantenía su nombre de hombre.

              En todos los documentos seguía figurando su nombre masculino, el nombre que tenía que llevar al ser el primogénito, el mismo nombre que tuvo su padre y su abuelo, Antonio.

              Cuando nos pidieron la cama, lo hicieron a nombre de Antonio, después nos informaron que era una persona transexual, una mujer, otra mujer más que nos ingresaba. El debate inmediato que se planteó entre las compañeras fue si iría a una habitación de hombres o de mujeres. Había opiniones de todo tipo. El debate se resolvió en cuanto nos comunicaron que tenía que estar sola por un problema de inmunodepresión. La verdad es que no sé cómo se habría resuelto.

              Me surgió una pregunta, por otro lado normal, y la hice; ¿cuál es su nombre? No el que figura en nuestros papeles sino el nombre con el que se siente identificada. La compañera que iba a ser su enfermera tuvo una reacción que no llegué a comprender; “su nombre es el que figura en la documentación, yo lo llamaré como ponga en los papeles” –dijo. Habrá que llamarla con el nombre que ella se sienta identificada, no con el del DNI ¿o acaso si una paciente se llama Francisca pero te dice que la llaman Paqui tú te vas a empeñar en seguir llamándola Francisca? La conversación quedó ahí y seguimos con el trabajo, pasaron un par de horas hasta que llegó nuestra nueva paciente.

              Manuela se había encontrado ya con algún que otro profesional intransigente en Urgencias, algún que otro profesional falto de profesionalidad, que se había empeñado en llamarla como Antonio y referirse a ella en masculino, aunque ella lo corrigiera.

El celador que la acompañó a la habitación nos comentó los problemas que había tenido en Urgencias y que su nombre era Manuela. Cuando mi compañera (quien afirmaba que se negaría a llamarla por un nombre diferente al que figuraba oficialmente) se presentó, le dijo “Manuela, soy tu enfermera”, eso bastó para que esa mujer tantos años atrapada en un cuerpo extraño se emocionara y se viera reconocida como persona.

A mi compañera se la vio satisfecha el resto del turno, después incluso comentaba que no entendía como había personas que se empeñaban en no llamarla por su nombre. Creo que fue una buena lección para ella; respetar la diferencia y ser compensada por ello.

images

La historia que os acabo de contar es una situación real que se dio en un hospital público, un centro que tiene que estar libre de discriminación por pertenencia cultural o nacionalidad, por sexo, religión, identidad sexual ni por ninguna otra razón. En el caso de Manuela se dio una situación de falta de respeto a la identidad sexual, pero bien puede valer como ejemplo de otros casos en los que no se respeta el derecho a la diferencia, a la diversidad de los individuos que formamos esta sociedad. Porque en el respeto, en el reconocimiento a la identidad del otro está el reconocimiento de ese otro como persona. Ese pequeño paso, ese natural paso, consigue acercarnos al otro y comenzar una relación de confianza, en el caso de los profesionales sanitarios es un buen inicio para lograr el mejor escenario posible para establecer la relación terapéutica.

Son frecuentes las situaciones que nos encontramos en las que las costumbres, tradiciones, valores o creencias de las personas con las que interaccionamos nos exigen que modifiquemos nuestra forma de actuar como muestra de ese respeto y reconocimiento personal.

Recuerdo una situación que viví en un pequeño hospital donde trabajé hace unos años en el que encontré a una mujer moribunda a la que la familia había vestido con una especie de túnica marrón con un cordón blanco a la cintura. En un momento determinado le colocaron una bolsa de tierra en los pies de la cama, en contacto con sus plantas, la mujer falleció pasadas unas horas. Yo no entendía nada, pero dejé hacer a la familia esa especie de rito, solo observé. Después me explicaron que ese hábito es el de las devotas de la Virgen del Carmen y que según su creencia para morir en paz hay que pisar la tierra. La realidad es que esa mujer pareció relajarse y despedirse tranquila cuando notó la tierra bajo sus pies.

También es frecuente encontrar personas que sobre la cama o en la mesita de noche tienen alguna estampa religiosa o que guardan una medalla bajo la almohada; con estas imágenes se sienten reconfortadas, como acompañadas en su proceso de enfermedad. Para mi mente científica nada de esto tenía sentido, pero no se trata de que yo le encuentre una explicación lógica a todo esto, se trata de que a estas personas les sirve, les ayuda. Yo sólo tengo que respetarlo.

Estamos acostumbrados a oír que debemos ser tolerantes con los demás, pero la palabra “tolerancia” tiene un connotación que supone cierta superioridad o paternalismo hacia lo tolerado, como si implicase soportar una carga y mantener un equilibrio que en cualquier momento puede romperse. El respeto del que hablamos huye de las concepciones simplistas y demagógicas, y sirve para tratar de empatizar con todas las perspectivas, buscando el diálogo sereno y un intercambio reflexivo y responsable en el que todos y todas tengamos el derecho a expresar nuestra opinión (Andalucía Acoge, 2015).

La relación, la convivencia entre personas de diferentes culturas, orígenes, religiones, creencias,… sólo debe regirse por una máxima: el respeto.

La garantía del respeto intercultural es la convivencia con lo diverso.

(Extracto del del libro Comunicación, cuidado y vida en la diversidad. Una propuesta de formación intercultural que publicaré en los próximos meses)

Posted in diversidad cultural | Leave a Comment »

EL #15M SALDREMOS A LA CALLE. ¡¡¡LO LLAMAN DEMOCRACIA Y NO LO ES!!! CONTRA LA CORRUPCIÓN

Posted by Dr. Fernando Plaza en 11 mayo, 2017

En 2011 llenábamos las plazas y las calles para exigir una democracia real, contra una clase política que no nos representaba, contra sus privilegios, contra los recortes en la Sanidad y Educación Públicas, en los Servicios Sociales contra sus medidas económicas que provocaban el aumento de la pobreza, la exclusión y la desigualdad social. Nos decían desde el poder que habíamos vivido por encima de nuestras posibilidades cuando la realidad era que nos estaban robando por encima de nuestras posibilidades.

La corrupción de la clase política en el poder se extiende en todos los niveles; ayuntamientos, comunidades autónomas, gobierno central… Sus chanchullos suponen sobrecostes millonarios en los contratos públicos, dinero que se reparten mientras se deja de invertir en las necesidades reales de la población.

Ahora vemos cómo salen a la luz algunos de estos casos de saqueo de lo público por unos delincuentes de guante blanco que, mientras llenan sus cuentas en paraísos fiscales, nos exigen apretarnos el cinturón y que comprendamos que los recortes son consecuencia de la crisis económica. Ellos hablan de crisis mientras vacian las arcas públicas, la crisis-estafa ha justificado que se generalicen los contratos basura, el empobrecimiento de la población (somos el cuarto país europeo en “trabajadores pobres”), que tengamos el vergonzoso honor de ser el tercer país del continente con mayor índice pobreza infantil (sólo por detrás de Hungría y Rumanía). Su crisis, sus robos, han conseguido que España sea el país donde más ha crecido la desigualdad social de toda Europa; aumenta la pobreza a la vez que las personas con más de un millón de euros.

Es decisión de la ciudadanía que esta situación continúe o no, que nos siga gobernando quien nos roba y nos empobrece o que nos liberemos de una vez de estos “patriotas” de banderita de España en la solapa y cuenta en Suiza.

Hay que decir ¡¡BASTA YA!! Gritarlo alto y claro.

Este 15 de mayo hay que volver a tomar las plazas y las calles con una movilización pacífica en la que expresemos nuestra indignación y exijamos que se vayan de una vez y que nos devuelvan lo que nos han robado. 

Exigir las soluciones a la situación actual que organizaciones como Oxfam Intermon proponen:

  • Frenar la evasión y la elusión fiscal por parte de grandes empresas y los más ricos.
  • Invertir en servicios públicos gratuitos y universales, como la educación o la sanidad.
  • Distribuir el esfuerzo fiscal de forma justa y equitativa, trasladando la carga tributaria del trabajo y el consumo al patrimonio, el capital y las rentas.
  • Fijar un salario mínimo para que todos los trabajadores alcancen un nivel de vida digno.
  • Lograr la igualdad salarial y promover políticas económicas a favor de las mujeres.
  • Garantizar sistemas de protección social adecuados para las personas más pobres incluido un sistema de garantía de ingresos mínimos.

¡¡LO LLAMAN DEMOCRACIA Y NO LO ES!!

¡¡ES UNA DICTADURA DEL PP!!

15m

Posted in Sin categoría | Leave a Comment »

#inves17 Encuentro Internacional de Investigación en Cuidados #enfermería @Investenisciii ¿Te vienes a #Madrid?

Posted by Dr. Fernando Plaza en 22 abril, 2017

Ya está en marcha #inves17, uno de los congresos de investigación en cuidados más importantes de Europa. Si quieres participar puedes mandar tu resumen a través del siguiente enlace hasta el 3 de junio. Toda la información sobre el Encuentro la encontrarás AQUÍ

NOS VEMOS EN MADRID

INVESTEN 2017

ÉSTE ES EL PROGRAMA.

Martes 14 de noviembre

15:00-18:00 Entrega de documentación
15:45-20:00 Talleres

Miércoles 15 de noviembre

8:00 Entrega de documentación
8:45 Acto inaugural
9:15 Bienvenida del Comité Organizador
9:30 Sesión plenaria. Preguntamos a las instituciones: ¿Cuál es el estado de la investigación en cuidados en su país?

  • Fracia: Pascale Beloni. PhDs. Infirmière Cadre supérieur de santé. Recherche paramédicale/Formation Coordination Générale des Soins CHU Limoges. Vice-Présidente de l’ARSI.
  • Brasil: Maria Rita Bertolozzi. Professora Escola de EnfermagemUniversidade de São Paulo.
  • Corea del Sur: Eui Geum Oh. PhD, RN, FAAN. Professor, Dep. Clinical Nursing Science. College of Nursing, Yonsei University. Seoul, Korea.
11:00 Café / Exhibición de pósteres
11:30 Mesas de comunicaciones / Sesiones exprés
13:15 Comida
15:00 Mesas de comunicaciones
16:45 Mesas de comunicaciones
18:30 Mesas de comunicaciones

Jueves 16 de noviembre

9:00 Sesión plenaria. Preguntamos a los expertos sobre las nuevas herramientas en la investigación en cuidados.

  • Nuevos aspectos en la síntesis de la investigación. Iván Solá. Iberoamerican Cochrane Centre.
  • Nuevas herramientas en la investigación audiovisual. Dra. Dafne Muntanyola-Saura. Profesora adjunta. Departamento de sociología. Universitat Autònoma de Barcelona.
  • Nuevas herramientas tecnológicas en la recogida de datos. Adolfo Muñoz. Instituto de Salud carlos III.
  • Uso de Big Data en modelos predijimos y explicativos en el ámbito de los cuidados de la salud. David Prieto-Merino. Cátedra de Análisis Estadístico y Big Data, Universidad Católica de Murcia.
11:00 Café / Exhibición de pósteres
11:30 Mesas de comunicaciones / Sesiones exprés
13:15 Comida
15:00 Mesas de comunicaciones / Sesiones exprés
16:45 Mesas de comunicaciones

Viernes 17 de noviembre

9:00 Mesas de comunicaciones / Sesiones exprés
11:30 Café / Exhibición de pósteres
12:00 Sesión plenaria: ¿Porqué es importante medir el impacto de la investigación en salud?
Paula Adam. Agencia de Calidad y Evaluación Sanitarias de Cataluña.
13:30 Acto de entrega de premios

Posted in enfermeria, Investigación | Leave a Comment »

Quienes son las personas refugiadas que huyen de Libia #RefugioPorDerecho #RefugeesWelcome

Posted by Dr. Fernando Plaza en 18 abril, 2017

Mientras que en nuestro Mediterráneo se vive diariamente el drama de la muerte de quienes huyen de guerras y miseria, Europa mira para otro lado. El Gobierno español incumple sistemáticamente su compromiso de acogida de personas refugiadas y vulnera la legislación internacional respecto al Derecho de Asilo.

Este artículo publicado por La Vanguardia (para ver el artículo original pulsa AQUÍ) hace unos días consigue que salgamos de las frías cifras impersonales de los noticiarios y pongamos cara a las personas refugiadas a las que damos la espalda desde nuestra Europa Fortaleza. Artículo de .

El viaje a vida o muerte de los rescatados en el mar por Proactiva Open Arms

Quienes son los refugiados que huyen de Libia
Mohamed, Rijala, Adil y Ibo, cuatro de los rescatados por el ‘Golfo Azzurro’ 
 Una ballena pasó junto al Golfo Azzurro con la última luz de la tarde, como despidiendo el mejor día que 230 personas rescatadas del mar por Proactiva Open Arms habían pasado en muchos meses. Cuántos hombres envueltos en mantas que la miraban desde la borda hubieran deseado que la ballena se llevara con ella las huellas de la humillación, los abusos, la violencia, las violaciones, las torturas sufridas en su largo viaje.

La víspera de su desembarco, el pasado fin de semana en Trápani (Sicila) para ser internados en un campo bajo control militar, y después en algún otro lugar desconocido, celebraron una fiesta en la cubierta del barco. Una fiesta, algo a lo que toda esta gente descalza, sin nada en los bolsillos, parecería no tener derecho jamás.

Venían agotados por un largo viaje que pudo haberles costado la vida -en el cruce del Sahara desde Níger o desde Sudán, en las cárceles de Libia o en el mar- pero revivieron durante una hora cuando el equipo de rescatistas sacó una guitarra. Pakistaníes, eritreos, subsaharianos, cantaron, bailaron y dieron palmas por primera y quizás única vez juntos. Todo el mundo es capaz de seguir La Bamba o de entender al universal Bob Marley cuando habla de “songs of freedom”, canciones de libertad.

“No sabéis lo que significa para nosotros que nos entretengáis, siquiera hablando un poco. Nos devuelve la dignidad humana, nos devuelve la moral”, decía Ibo, de Gambia. Ibo, de 23 años, fue llevado tres veces a los campos donde las bandas libias encierran a los migrantes. La tercera, le ofrecieron hacer de carcelero. “Aquella mañana me levanté, me duché, desayuné y salte la valla y me fui. ¿Cómo podría yo hacerles eso a mis hermanos?”.

Ibo atravesó cuatro países durante mes y medio para llegar a Libia. Trabajó de carpintero en Sabha y en Trípoli pero nunca, asegura, pudo enviar un céntimo a su madre y sus hermanos en Gambia. “Allí estamos en peligro siempre, en la calle, en el trabajo, en tu propia casa. Yo nunca llevaba el móvil encima porque te lo quitan, te roban el dinero, te roban todo. Libia es la vida en el infierno, ni a mi perro le dejaría volver allí”.

Ibo, refugiado gambiano de 23 años rescatado por el 'Golfo Azzurro'
Ibo, refugiado gambiano de 23 años rescatado por el ‘Golfo Azzurro’ (Félix Flores)

Según Adil, pakistaní, “hasta los niños libios van armados, todo en Libia es mafia, no existen leyes ni normas, no hay derechos”. Muchos pakistaníes dicen que llegaron a Libia en avión, hace dos o tres años, y que les quitaron el pasaporte. Adil trabajó en la construcción; Abid, de 52 años, en una tienda. “Hace ya un año que me quería ir. Pagué 800 euros por ir a la barca y no se ni de qué playa salí; los mafiosos nos llevaron, a las dos de la madrugada, escoltados por la policía libia”.

Un grupo de 86 pakistaníes pasó doce horas en una patera precaria, de madera y fibra de vidrio, construida especialmente para los traficantes, después de partir de una playa de Sabrata. Otros, subsaharianos y eritreos, lo hicieron desde este mismo lugar o desde Zuara, cerca de la frontera de Túnez, en lanchas neumáticas de fabricación china en las que se apiñan hasta 120 personas; las mujeres, en el centro y los hombres, montados a horcajadas en los lados.

Adil, refugiado pakistaní rescatado por el 'Golfo Azzurro'
Adil, refugiado pakistaní rescatado por el ‘Golfo Azzurro’ (Félix Flores)

En ambos casos se utilizan motores fuera borda de 40 caballos con la gasolina justa para llegar a aguas internacionales, donde los traficantes saben que esperan los barcos de rescate.

“Si no quieres subir a la barca, te disparan”, contaba Mohamed, guineano de 27 años. “Son barcas de juguete. La gente sabe que es peligroso, pero no hay vuelta atrás; si lo haces, vas a la cárcel”… y a volver a pagar para salir. Así funciona el negocio de los traficantes, y todos han visto a la policía y a los guardacostas libios –que ahora están siendo entrenados por Italia para detener el flujo de migrantes- participando de un negocio que se cobra en dinero y en cuerpos humanos, vivos o muertos.

Mohamed, refugiado guineano de 27, a bordo del 'Golfo Azzurro'
Mohamed, refugiado guineano de 27, a bordo del ‘Golfo Azzurro’ (Félix Flores)

Rijala, eritrea de 23 años, sobrevivió con una cicatriz en el brazo izquierdo al accidente de la camioneta en la que atravesaba, a toda velocidad, el desierto entre Sudán y Libia. Diez personas murieron, y otras tres, de hambre y de sed. “No había comida, no había agua, ni medicinas, nada…” Cuando llegó a Libia, Rijala fue encerrada seis meses en una cárcel en la que intentaron violarla.

Logró escapar, decía, “porque iban a traer más mujeres y nos iban a cambiar de prisión, pero dejaron una puerta abierta. Un granjero me escondió y luego me envió a otro lugar más seguro porque mis secuestradores descubrieron dónde estaba. Me dio 1.000 dinares –casi 700 euros- para pagar a los traficantes y pasé una semana en su campo, esperando para salir”.

Rijala, refugiada eritrea de 23 años, sonríe camino del puerto en el 'Golfo Azzurro'
Rijala, refugiada eritrea de 23 años, sonríe camino del puerto en el ‘Golfo Azzurro’ (Félix Flores)

Rijala vivía en Sudán con una tía y trabajaba en un restaurante. Si regresara a Eritrea, sería llamada, como mujer soltera que es, a un servicio militar que puede durar toda la vida. La mayoría de los eritreos que huyen de la llamada Corea del Norte africana son jóvenes en edad militar. Como Abubakr, Yared, Nahum… Todos ellos pagaron más de 3.000 euros por hacer el viaje de veinte días por el desierto hasta Libia. “Vimos morir a mucha gente en el Sahara, hubo mujeres violadas, las que no tenían dinero suficiente para librarse…”

Embarcar en una patera les costó otros 2.000 euros, y alguno, secuestrado por las bandas libias, tuvo que pagar mil euros por su libertad. Uno de estos jóvenes rescatados había sufrido una paliza mortal, hasta el punto de que fue, aparentemente, llevado a un hospital antes de embarcarlo. El médico y la enfermera del Golfo Azzurro le encontraron dos vías abiertas en ambos brazos. Casi incapaz de hablar, no recordaba nada de lo que le ocurrió.

“Solo quiero ir a un lugar seguro. No me importa dónde”

RIJALA

Refugiada eritrea

“Solo quiero ir a un lugar seguro –decía Rijala-. No me importa dónde, si a Inglaterra o a Francia…” Será acogida en Italia, con derecho a asilo como refugiada por ser de Eritrea, junto a otros 65 connacionales recogidos por el Golfo Azzurro.

A su llegada al puerto siciliano de Trápani, unas cien personas esperaban en el muelle, entre ellas funcionarios de Frontex –la agencia europea de protección de fronteras- y policías. El personal de Cruz Roja llevaba mascarillas y el del Ministerio de Sanidad italiano que subió al barco vestía además trajes de papel como los que también utiliza la tripulación de Open Arms cuando tienen que recoger cadáveres en el mar. Los rescatistas, en cambio, se despedían con abrazos de los refugiados a medida que iban desembarcando.

Posted in Globalización | Leave a Comment »

 
A %d blogueros les gusta esto: